Ganadores del Premio Juan Gassó Bosch

Desde hace unos años, GAES patrocina el Premio Juan Gassó Bosch en honor al fundador de la empresa. Este premio se entrega tanto en el Congreso Nacional de la SEORL como en otros congresos de ORL locales o internacionales. A este premio pueden optar las comunicaciones orales presentadas especialmente en las áreas de Audiología, Otología y Otoneurología, que son avaluadas una vez concluido el congreso por un jurado predefinido.

A día de hoy, GAES ya ha colaborado en 50 convocatorias del Premio Juan Gassó Bosch.  Algunos de los últimos premiados han accedido gustosamente a contarnos su experiencia.

“A este premio pueden optar las comunicaciones orales presentadas especialmente en las áreas de Audiología, Otología y Otoneurología”

Dra. Júlia de Juan Beltrán
HOSPITAL DE LA SANTA CREU I SANT PAU, BARCELONA

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento? 
Recibí el Premio Juan Gassó Bosch en octubre de 2012, en la 64º edición del Congreso Nacional de la Sociedad Española de ORL y PCF. El premio no solo supuso una gran satisfacción tanto profesional como personal, sino también un reconocimiento al trabajo de investigación realizado en equipo. La colaboración entre todos los miembros de la sección de Otología del Hospital de Sant Pau, el Dr. Orús y la Dra. Venegas, junto con el neurorradiólogo especializado en ORL, el Dr. de Juan, fue clave para la realización del estudio.

¿En qué consistió su proyecto de investigación?
El proyecto de investigación consistió en revisar el impacto de la cirugía sobre la audición y el vértigo en los pacientes afectos de una fístula laberíntica secundaria a colesteatoma.

¿Por qué se decidió por ese tema en concreto?
Porque, en contra de lo que clásicamente se pensaba, sospechábamos que no todos los pacientes con afectación del laberinto posterior secundaria a un colesteatoma, presentaban cofosis ni vértigo después de intervenir el colesteatoma. Quisimos corroborar esta sospecha con nuestros datos.

¿En qué situación se encuentra actualmente su investigación?
Actualmente estamos pendientes de iniciar una nueva investigación, con el objetivo de prever, antes de la cirugía, la hipoacusia neurosensorial posoperatoria de estos pacientes. A través de una resonancia magnética preoperatoria, identificaríamos la posible presencia o no de fibrosis a nivel del laberinto posterior. Si existiera fibrosis, indicaría que no hay contacto directo entre el laberinto membranoso y la matriz del colesteatoma, y por tanto, existiría menor riesgo de hipoacusia posoperatoria.

“EL PROYECTO DE INVESTIGACIÓN CONSISTIÓ EN REVISAR EL IMPACTO DE LA CIRUGÍA SOBRE LA AUDICIÓN Y EL VÉRTIGO EN LOS PACIENTES AFECTOS DE UNA FÍSTULA LABERÍNTICA SECUNDARIA A COLESTEATOMA”. DRA. JÚLIA DE JUAN BELTRÁN

Dra. María Dablanca Blanco
HOSPITAL UNIVERSITARIO DE MÓSTOLES

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento?
Recibí el premio en abril de 2013, durante el primer Congreso de Residentes de la AMORL.
Ocurrió durante el último mes de mi etapa de formación como residente, y la verdad que fue algo muy gratificante en un momento que, para todo el que acaba, es un poco estresante. Me sorprendió cuando fui seleccionada y el ganar el primer premio, la primera vez que se hacía y en ese momento, resultó ser para mí un muy buen fin de residencia, no me lo esperaba.

¿En qué consistió su proyecto de investigación?
Mi caso clínico trataba sobre un condrosarcoma de laringe. Fue un paciente que operamos ese año, muy curioso tanto en las manifestaciones clínicas como en la radiología. Los compañeros del servicio de rayos de mi hospital me ayudaron con reconstrucciones multiplanares e imágenes de endoscopia virtual. También aporté iconografía de la fibroscopia, la laringoscopia directa y la anatomía patológica, por lo que la exposición resultó curiosa y llamativa.

¿Por qué se decidió por ese caso en concreto?
Me pareció un caso interesante, que justo habíamos operado en esa época y del que disponíamos datos, bonitas imágenes y evolución.

¿En qué situación se encuentra actualmente su investigación?
Fue un caso puntual y concreto que preparé para el concurso, se expuso y se cerró. Actualmente estoy escribiendo algunas publicaciones sobre otras cosas, pero no sobre ese tema en concreto.

Dra. Mª Ángeles Herreros Sánchez
COMPLEJO HOSPITALARIO DE MÉRIDA

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento?
Recibí el premio durante la XXVIII Asamblea Extremeña de Patología CF y ORL, celebrada en Cáceres en marzo del año 2013. La beca supuso un aliciente en la actividad investigadora y también una oportunidad para poder optar a la realización de un curso de disección con cadáver.

¿En qué consistió su proyecto de investigación?
Se trataba de una revisión para la evaluación de resultados de la terapia intratimpánica en la Enfermedad de Ménière.

¿Por qué se decidió por ese tema en concreto?
En primer lugar por mi interés en la Otoneurología. Me decidí por este tema porque este tratamiento se ha realizado en mi hospital desde los primeros momentos en que la terapia fue descrita, y éramos conscientes de la necesidad de evaluar los resultados y responder a la pregunta: “¿lo estamos haciendo bien?”.

¿En qué situación se encuentra actualmente su investigación?
La revisión nos ha ayudado a conocer que con el protocolo utilizado se consigue un control eficaz de las crisis de vértigo y que la aparición de hipoacusia como efecto secundario de la terapia con gentamicina se presenta en un bajo porcentaje de casos; siendo los resultados equiparables a los obtenidos en otras series.

“CON EL PROTOCOLO UTILIZADO SE CONSIGUE UN CONTROL EFICAZ DE LAS CRISIS DE VÉRTIGO”. DRA. Mª ÁNGELES HERREROS SÁNCHEZ

Dra. María Teresa Cuesta
HOSPITAL UNIVERSITARIO DR. PESET (VALENCIA)

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento?
Recibí el premio Juan Gassó Bosch en dos ocasiones, 2011 y 2012. Este tipo de reconocimiento aporta ánimo y motivación para seguir realizando una labor científica, que siempre supone un esfuerzo “extra”, dentro de nuestro ámbito profesional.
En el servicio al que pertenezco se fomenta mucho este tipo de actividad, haciendo que todos participemos en diferentes proyectos, por lo que estos premios suponen un gran empuje para todos.

¿En qué consistieron sus aportaciones?
Se trató de concursos de casos clínicos cuyos títulos fueron: - “Tumor Radioinducido” en 2011, trató de un paciente que tras haber sido sometido a cirugía y quimio-radioterapia, por un tumor de cavidad oral, presentó 9 años después una gran tumoración (7 cm) en rama mandibular. Por sus características se consideró un tumor radioinducido. 
- “Tumoración Gigante del Espacio Parafaríngeo” en 2012, en el que se presentó un paciente con una gran tumoración cervical, cuyo diagnóstico diferencial fue muy complejo, confirmándose finalmente que se trataba de un schwannoma.

¿Por qué se decidió por estos casos en concreto?
Ambos casos se consideraron de interés por presentar baja frecuencia en la práctica clínica habitual y por haber presentado un reto en su enfoque diagnóstico y terapéutico. Poder compartir este tipo de casos poco habituales nos ayuda a todos los especialistas a crecer como profesionales, y ofrecer a nuestros pacientes las mejores opciones de tratamiento.

“ESTE TIPO DE RECONOCIMIENTO APORTA ÁNIMO Y MOTIVACIÓN PARA SEGUIR REALIZANDO UNA LABOR CIENTÍFICA, QUE SIEMPRE SUPONE UN ESFUERZO “EXTRA”, DENTRO DE NUESTRO ÁMBITO PROFESIONAL”. DRA. MARÍA TERESA CUESTA

Dr. Eduardo Mena
FUNDACIÓN HOSPITAL CALAHORRA (LA RIOJA)

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento?
Fue en mayo de 2013, durante el XXI Congreso de la Sociedad de ORL de Castilla y León, Cantabria y La Rioja. Haberlo recibido supuso para mí y el equipo de trabajo una gran satisfacción y ánimo para seguir progresando en este proyecto.

¿En qué consistió su proyecto de investigación?
En el desarrollo de un protocolo de evaluación de la timpanometría de alta frecuencia (1.000 Hz) en lactantes, como procedimiento diagnóstico. Para identificar la frecuencia timpanométrica (226 Hz o 1 kHz), más sensible y específica para el oído medio del lactante y determinar la correlación entre los resultados de las pruebas del cribado auditivo y las posibles patologías de oído medio.

¿Por qué se decidió por ese tema en concreto?
Porque la valoración del oído medio en los niños es esencial. La timpanometría es el procedimiento estándar para conocer las características dinámicas del oído medio, y la elección de la frecuencia de 1.000 Hz en lactantes permite una mejor identificación de la otitis media serosa en el programa universal de cribado auditivo y en todos aquellos niños menores de 6 meses, que procedan de urgencias o consultas externas. Su uso rutinario es posible que nos permita calibrar mejor los beneficios de diferentes opciones de tratamiento.

¿En qué situación se encuentra actualmente su investigación?
Actualmente hemos desarrollado el proyecto y lo hemos puesto en práctica en el servicio de ORL del Hospital Clínico Universitario de Valladolid (HCUV). Tras un año de aplicación, hemos ido recolectando los datos y analizándolos, a fin de presentar una publicación con los resultados. El protocolo de utilización de la timpanometría de 1.000 Hz en lactantes sigue en uso en el servicio ORL del HCUV.

“LA VALORACIÓN DEL OÍDO MEDIO EN LOS NIÑOS ES ESENCIAL”. DR. EUDARDO MENA

Dr. Francisco García Purriños
JEFE DE SERVICIO ORL EN EL SERVICIO MURCIANO DE SALUD

¿Cuándo recibió el Premio Juan Gassó Bosch y qué supuso para usted haber obtenido este reconocimiento?
Recibí el premio Juan Gassó Bosch en 2013. No hay muchos premios a los que pueda optar un investigador esencialmente clínico, por tanto el recibirlo supuso sobre todo una satisfacción por el reconocimiento que conlleva. Por otra parte, el tema elegido puede ser abordado desde varias especialidades, así que también es importante que se sepa que un otorrino realiza con solvencia cirugía en este campo.

¿En qué consistió su proyecto de investigación?
El trabajo recoge la experiencia de más de 20 años de cirugía del pabellón auricular y expone cómo hemos ido desarrollando la técnica hasta adquirir una personal y fiable, así como los resultados de la cirugía en más de 250 intervenciones

¿Por qué se decidió por ese tema en concreto?
Me decidí por el estudio de la cirugía del pabellón auricular como uno de mis campos de interés porque pienso que es una parte de nuestra especialidad poco atendida, con técnicas quirúrgicas no muy difíciles pero que muchos otorrinos no realizan por no tener ocasión. Con mi trabajo pruebo que la técnica puede y debe ser realizada por especialistas ORL.

¿En qué situación se encuentra actualmente su investigación?
El trabajo principal ya está hecho. El objetivo actual es triple: el aumento del número de pacientes (el “n” del trabajo), el estudio de las principales complicaciones, sobre todo cómo prevenir la extrusión del material de sutura, y la elaboración de vídeos para divulgar nuestra técnica.